conversaciones con Charlie (3)

-¿Te acuerdas de ella? -me dijo enseñándome una foto en la que un perro le lamía la cara.
-Sí, no puedo olvidarla. Todavía es parte de mi presente.
-¿Y qué pasó?
-Ehmm. No me despedí de ella.
-¿Y por qué?
-No pude contactarme. Iba a su casa y no estaba, ¿sabes?
-Así pasa. La gente tiene sus días planeados. Si no le pudiste avisar, no había manera.
-Yo no soy mucho de hacer eso. Yo la visitaba así, sin más. Me dejaba caer en su casa. Me conoces no tengo la costumbre de ir planeando y planeando las cosas. Hay situaciones que se dejan fluir.
-Ya, claro. Pero le dijiste que te ibas… ¿no?
-No alcancé a decirle eso tampoco.
-Vamos, debiste haber tenido alguna oportunidad. Tú no estás maldito ni nada.
-Me despedí de su prima. Ella me dijo dónde la podía encontrar, pero no me acerqué por esos lares.
-¿Y por qué no lo hiciste?
-¿Te acuerdas del ‘Gringo’?
-Sí.
-Bueno, estaba con él.
-Te falta decisión. ¿Te lo han dicho?
-Sí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s